miércoles, 24 de diciembre de 2008

¡Feliz Navidad 2008!

Paz
Armonía. Amor.
Que se cumplan tus deseos.
Que sigas teniendo más para el año nuevo.
Alegría para que te acompañe en tu día a día.
Confianza en que tus proyectos pronto se cumplirán.
Que borres la palabra "rencor". Que te rías. Que leas un
buen libro. Que pienses en cosas positivas. Que pidas ayuda.
Que cumplas una promesa. Que devuelvas un favor. Digas muchas
veces la palabra "gracias". Termines un proyecto. Rompas un
hábito. Que disfrutes de una noche estrellada. Hagas una lista de las
cosas que hagas bien. Sigas aprendiendo. Expreses amablemente
tus puntos de vista. Cambies tus perspectivas. Te trates como a un
buen amigo. Escuches con atención. Sueñes despierto. Repases
tus virtudes. Perdones tus errores. Apages el televisor
y converses con tu familia y amigos. Sonrías.
Te permitas equivocarte. Hagas un nuevo
amigo. Te enamores.
Devuelvas un
cumplido.
Admires
por unos
instantes
una puesta de
sol. Des gracias a
a Dios por lo que
ya tienes. Vayas a una
fiesta. Aprendas algo que
siempre deseaste. Contagies tu alegría. Crezcas.

martes, 9 de diciembre de 2008

La taza de porcelana



Aquella señora quedó maravillada al examinar una preciosa y fina taza en la tienda de antigüedades. "Nunca había visto algo tan exquisito exclamó la dama, esta taza es una verdadera joya".

"Usted no sabe todo lo que he pasado", le habló la taza, para su gran sorpresa.

"Hubo una vez en que yo simplemente era un trozo de barro. Mi maestro me recogió del suelo con una pala y me colocó en un torno de rueda horizontal y me dio vueltas y vueltas y más vueltas, mientras me daba forma con sus manos. Yo gritaba que parara, y el repetía: Todavía no...

Luego me metió en un horno. Nunca sentí tanto calor. Grité y quise salir pronto de ahí, pero el maestro seguía repitiendo: Todavía no...

Finalmente abrió la puerta y me sacó para enfriarme un poco. Entonces tomó brochas y pinceles, y empezó a pintarme. Los olores de la pintura me asfixiaban. A mis quejas el maestro solo atinaba a decir: Todavía no...

Para colmo, me metió de nuevo en el horno, ahora mucho más caliente que antes. Supliqué, lloré, di patadas, refunfuñé...pero la única respuesta que obtuve fue: Todavía no...

Cuando pensaba que ya no había ninguna esperanza de parar esas torturas, el maestro me sacó del horno y me puso frente a un espejo.

No es posible dije, al verme reflejada en el espejo, esa no puedo ser yo. ¡Es una bella taza! ¡Soy una bella taza! ¡Soy una obra de arte! Y el maestro me contestó de la siguiente manera:

Quiero que recuerdes esto: se que te dolió cuando te saqué del suelo con la pala, que te mareaste en el torno, que sufriste un horrible calor en el horno, que te asfixiabas con el olor a pintura y que casi te achicharraste en el segundo horno. Pero si no hubieras pasado por todo eso, todavía no serías más que un trozo de barro. Ahora en cambio, eres una hermosa taza de porcelana".

Cada uno de nosotros somos como esa taza de porcelana. Una obra de arte. Pero a veces nosotros solo vemos el barro. Necesitamos que la vida nos ponga a prueba y nos moldee para descubrir el tesoro que llevamos dentro.

Dibujo de Emma Thomson



lunes, 1 de diciembre de 2008

Un equilibrio perfecto



Estoy de acuerdo con el Dr. Demartini que existe un equilibrio perfecto y que por lo tanto toda crisis encierra una gran oportunidad. Es al observar los dos polos cuando sentimos auténtica gratitud.

Cuando vemos, por ejemplo, que esa persona que te ha hecho sufrir también te ha ayudado a ser independiente. O ese trabajo que no te gustaba te dio la oportunidad de reflexionar sobre lo que querías en la vida. O esa crisis personal que te dio las fuerzas para tomar las riendas de tu vida. O el cáncer que te ayudó a cuidarte y a conectar con tu parte espiritual.

Como dice en sus libros, si no ves los beneficios de algo es que no has buscado lo suficiente. O sigues enfocado en el punto negro sin apreciar la página en blanco, que también existe.

Si hay algo en tu vida que no va como te gustaría, quizás te esté faltando gratitud. ¿Por qué podrías dar las gracias? ¿Cuales son los beneficios de esa situación? ¿A que te obliga? Y si no encuentras ninguno..... sigue buscando.

"No busques oportunidades alejadas en el espacio y en el tiempo, atrápalas más bien allá donde estés, porque allí donde te encuentras ya existe la perfección y el equilibrio" Napoleon Hill


La fotografía es de Michel Pilon.




miércoles, 26 de noviembre de 2008

No andamos solos


Una noche, un hombre soñó que caminaba a la orilla del mar con la Fuente Divina de todas las cosas y, conforme andaban, las escenas de su vida refulgían en el cielo por encima de ellos. La mayor parte del tiempo veía dos grupos de huellas de pasos en la arena para cada escena, pero muchas veces, a lo largo del camino, sólo había un par de huellas de pasos, a menudo en los momentos más oscuros y tristes, lo cual hizo que el hombre se sintiera muy turbado.

Se volvió a la figura que iba a su lado y le dijo, "Te busqué y traté de servirte durante todos mis días. Pensé que, a cambio, te preocuparías por mí, pero ahora veo que durante los momentos más difíciles de mi vida estuve solo. No comprendo por qué me dejaste cuando más te necesitaba".

La Divina Inteligencia replicó, "Mi querido hijo, siempre estás en mi corazón y no te abandonaría ni en los tiempos de grandes dificultades. Cuando viste sólo un par de huellas de pasos en la arena, era yo, que te llevaba en mis brazos".

Mary Stevenson





lunes, 24 de noviembre de 2008

El efecto gratitud

Este fin de semana he leído el nuevo libro del Dr. Demartini, "El efecto gratitud". Demartini es uno de mis autores favoritos desde que hace 2 años descubrí su fantástico e inspirador libro: "La experiencia descubrimiento".

Recuerdo que en ese momento, al igual que me ha pasado ahora, lo que leía iba calando profundo en mi interior, como si alguien me estuviese ayudando a recordar algo que había olvidado.

Todos somos conscientes a nivel conceptual de la importancia de agradecer lo que tenemos. Sabemos que cuando agradeces algo, estás abriendo la puerta a que suceda de nuevo. Entonces, ¿por qué nos cuesta tanto agradecer?


Fíjate en el dibujo que aparece en este post. ¿Qué ves ahí?

Estoy seguro de que tu respuesta será: un punto negro. Muy pocos habrán visto el espacio en blanco aunque tiene una superficie mayor.

La mayoría de las veces vamos por la vida con la vista fija en el punto negro. El punto negro es eso que no te gusta en tu vida, lo te que supone un desafío en este momento. Puede ser tu trabajo, tu salud, hijos, jefe, relaciones, etc.

Creo sinceramente que no somos conscientes de lo afortunados que somos. De la cantidad de cosas por las que podríamos dar las gracias en este momento. Todas esas cosas que damos por supuestas (la hoja en blanco) y no valoramos lo suficiente. ¿Cuanto tiempo dedicas a hablar de lo que va bien en tu vida, de aquello de lo que te sientes orgulloso, de las partes de tu cuerpo que funcionan estupéndamente? En tu diálogo interno, ¿cual es tu foco de atención?

¿Te imaginas que dedicases el mismo tiempo a agradecer todo lo que tienes que dedicas a quejarte de lo que no te gusta? Prueba esto, cada vez que te pilles hablando o pensando en algo que no te gusta, parate y buscar algo por lo que dar gracias. ¿Cual sería el impacto?

¡Que tengas una semana llena de gratitud!

Bibliografía: "El efecto gratitud" . John F. Demartini



jueves, 20 de noviembre de 2008

Nos hicieron creer...


"Nos hicieron creer
que el “gran amor”, sólo sucede una
vez, generalmente antes
de los 30 años.
No nos contaron
que el amor no es
accionado, ni
llega en
un momento determinado.

Nos hicieron creer que cada uno de nosotros es la mitad de
una naranja, y que la vida sólo
tiene sentido cuando
encontramos la otra
mitad. No nos contaron
que ya nacemos enteros,
que nadie en nuestra
vida merece cargar
en las espaldas la
responsabilidad de
completar lo que nos falta.

Las personas crecen
a través de la gente. Si
estamos en buena compañía,
es más
agradable.

Nos hicieron creer en una fórmula llamada
"dos en uno": dos personas pensando igual,
actuando igual, que era eso lo que funcionaba.
No nos contaron que eso tiene nombre: anulación.
Que sólo siendo individuos con personalidad
propia podremos tener una relación saludable.

Nos hicieron creer que el casamiento es obligatorio
y que los deseos fuera de término deben ser reprimidos.
Nos hicieron creer que los lindos y flacos son más
amados.

Nos hicieron creer que sólo hay una fórmula para ser feliz,
la misma para todos, y los que escapan de ella están condenados a la marginalidad.
No nos contaron que estas fórmulas son equivocadas,
frustran a las personas, son alienantes, y que podemos intentar otras alternativas.
Ah, tampoco nos dijeron que nadie nos iba a decir todo esto: uno lo va a tener que descubrir solito.

Y entonces, cuando estés muy “enamorado de
ti mismo, podrás ser feliz
y te enamorarás de alguien”

Vivimos en un mundo donde nos escondemos para hacer el amor...

...aunque la violencia, se practica a plena luz del día.


John Lennon

PD: Gracias Carmen por compartirlo conmigo



jueves, 6 de noviembre de 2008

Salvador o sanador


En nuestro afán por ayudar a otras personas en ocasiones nos dejamos arrastrar por nuestra necesidad de ayudar más que por la necesidad de la persona a la que queremos ayudar. Al actuar desde esta perspectiva, nos centramos más en nosotros que en la otra persona. Eso lleva consigo en ocasiones una invasión del espacio del otro que puede que no te haya pedido tu ayuda, o no te haya dado permiso para ello.

Esta es la razón de que una necesidad como puede ser la de ayudar, mal gestionada, puede ser uno de nuestros mayores saboteadores.

Este saboteador es lo que yo denomino el "salvador". El salvador es aquel que se siente con la misión de salvar al mundo y a las personas, aunque ellas no le hayan pedido que les salven. Sabe, según él, perfectamente que es lo que tú necesitas y no ceja hasta que le das la razón. Necesita tener razón y no entiende que tú no sientas lo mismo que él o no estés de acuerdo con él. Al tratarse de un aspecto en sombra, no se da cuenta que actúa por proyección. Es decir, que todo lo que él ve en los demás es un reflejo suyo. Proyecta sobre los demás sus propias necesidades, miedos, y los consejos que ofrece en el fondo son lo que él más necesita.

El "salvador" quiere que cambies, lo necesita, y se siente mal si tú no lo admites o no entras en su juego. Necesita que entres en su juego ya que en el fondo su necesidad de ayudar es lo que le alimenta. Es la forma que tiene de conseguir energía.

El "salvador" es la sombra del "sanador". El "sanador" no actúa sólo desde su necesidad y por lo tanto entiende que tú decides y tú diriges tu vida. Sugiere, pero no impone su criterio como válido. Siempre pide permiso para ayudar y respeta tu libre albedrío. El "sanador" actúa desde un deseo sincero de ayudar más que desde una necesidad propia. Sabe que todas las personas son creativas, completas y llenas de recursos. Que las respuestas están dentro de ellas. Y que su misión no es señalar sino ayudar a descubrir. El "sanador" no necesita que tú cambies, no necesita tu energía y por lo tanto no se responsabiliza de tu cambio. Entiende que responsabilizarse de tu cambio implica situarse por encima de ti.

Un ejemplo de plena actualidad de ambas subpersonalidades lo encontramos en Bush y Obama. Bush es el "salvador" y "Obama", para mí, tiene más la energía del "sanador". Por eso estoy tan contenta de que sea el próximo presidente de los Estados Unidos.

Y tú, cuando quieres ayudar a otros ¿cúal es tu foco de atención? ¿Su necesidad o la tuya? Si necesitas que ellos cambien o vean lo que tú estás viendo para sentirte bien no te estás dejando llevar por su necesidad sino por la tuya.

Ayer una amiga me comentaba al hilo de esto una frase que creo que resume perfectamente la esencia de esta idea:

"No basta con hacer el bien: hay que hacerlo bien"







lunes, 27 de octubre de 2008

El camino del corazón


Me encanta todo lo que tenga que ver con la cultura egipcia y por eso no podía dejar pasar la oportunidad de visitar la exposición "Tesoros sumergidos de Egipto". Una de las cosas que más me llamó la atención fue la explicación del porque todas las figuras egipcias están representadas con la pierna izquierda adelantada. Parece ser que esta era la forma que tenían de representar que esa persona estaba en el camino de la sabiduría. ¿Y porque la pierna izquierda? Muy sencillo. Era la pierna izquierda porque ese es el lado donde se ubica el corazón. Es decir, de esta forma representaban que la auténtica sabiduría nace del corazón.

A vueltas con esta reflexión y gracias a esas "casualidades" de la vida, esta semana me han llegado dos textos que dicen un poco lo mismo.

"Yo digo que es inútil desperdiciar la vida en un solo camino, sobre todo si ese camino no tiene corazón.
- Pero, ¿cómo sabe usted cuándo no tiene corazón un camino, don Juan?
- Antes de embarcarte en cualquier camino tienes que hacer la pregunta: ¿tiene corazón este camino? Si la respuesta es no, tú mismo lo sabrás, y deberás entonces escoger otro camino.
- Pero ¿cómo sé de seguro si un camino tiene corazón o no?
- Cualquiera puede saber eso. El problema es que nadie hace la pregunta, y cuando uno por fin se da cuenta de que ha tomado un camino sin corazón, el camino está ya a punto de matarlo. En esas circunstancias muy pocos hombres pueden pararse a considerar, y más pocos aún pueden dejar el camino.
- ¿Cómo debo proceder para hacer la pregunta apropiada, don Juan?
- Pregunta nada más.
- Lo que quiero decir es si hay un método indicado para que yo no me mienta a mí mismo y crea que la respuesta es sí cuando en realidad es no.
- ¿Por qué habrías de mentir?
- Tal vez porque en el momento el camino es agradable y me gusta.
- Esas son tonterías. Un camino sin corazón nunca es disfrutable. Hay que trabajar duro tan sólo para tomarlo. En cambio, un camino con corazón es fácil: no te hace trabajar para tomarle gusto"

Las enseñanzas de don Juan.
Carlos Castaneda.

"Escucha lo que te digo, después cree lo que tu corazón te diga que es verdadero. Porque es en tu corazón donde yace tu sabiduría, y es en tu corazón donde Dios reside en más intima comunicación contigo.....Por favor, no confundas lo que está en tu corazón con lo que está en tu mente. Lo que está en tu mente ha sido puesto allí por otros. Lo que está en tu corazón es lo que llevas de mí contigo."

En casa con Dios.
Neale Donald Walsch.

Presta atención a tu corazón.
Si esta semana tuviese el doble de corazón, ¿qué sería diferente? ¿qué habría en ella de diferente?



miércoles, 22 de octubre de 2008

La pequeña alma y el sol

HABIA UNA VEZ UNA Pequeña Alma que dijo a Dios:
-¡Ya se quien soy!
Y Dios le contesto:
-¡Maravilloso! ¿Quieres eres?
La pequeña alma contesto a toda voz.
-¡Soy la luz¡
Dios sonrió ampliamente:
-Así es -exclamo-. Tu eres la Luz.
La pequeña alma estaba feliz, porque había comprendido lo que todas las almas del reino trataban de entender.
-¡Hurra! ¡Esto es fantástico¡
Pero poco después ya no le basto con saber quien era. Sentía cierta inquietud en su interior, porque quería ser lo que era. Así, la pequeña alma volvió a hablar con Dios (lo cual no es mala idea para todas las almas que quieren ser Quienes Son realmente), para comunicarle sus ideas:
-¡Hola, Dios! Ahora que ya se quien soy, ¿es bueno serlo?
Dios respondió:
-¿Quieres decir que deseas ser Quien Ya Eres?
-Pues... veras. Una cosa es saber Quien soy, y otra muy distinta es serlo realmente. Quiero sentir como es ser la luz.
-Pero si ya eres la luz -Repitió Dios, sonriendo otra vez.
-¡Si, pero quiero saber como se siente serlo! -exclamo la pequeña alma.
Creo que debí imaginármelo -repuso Dios, riendo-, Tu siempre has sido la mas aventurera ---y, tras un instante, la expresión de Dios cambió-. Pero hay una cuestión...
-¿Qué es? pregunto la almita.
-Que no existe otra cosa además de la luz. No creé otra cosa que lo que tu misma eres. Así, no hay un modo sencillo para que experimentes Quien eres, puesto que no hay nada que no seas.
-¿Cómo? -repuso la Pequeña Alma inocente, estaba un poco confundida.
-Piénsalo de este modo. Eres como una vela en el sol. Ya estas allá, junto con millones y millones de otras velas que forman el sol. Y el sol no podría serlo sin ti, porque le faltaría una de sus velas, y asi no podría brillar tanto. Pero saber que eres la luz estando dentro de la luz... ese es el problema.
-Tu eres Dios, ¡ya se te ocurrirá algo!
Dios volvió a sonreír:
-Ya pensé en algo. Puesto que no puedes sentirte la Luz al estar en ella, te rodeare de oscuridad.
-¿Qué es la oscuridad?
-Es aquello que tu no eres.
-¿Tendré miedo de la oscuridad? -gimió la almita.
-Solo si así lo quieres -respondió Dios-. A decir verdad, no hay nada que temer, a menos que así lo decidas. Nosotros inventamos todo eso. Fingimos.
-¡Ah! -exclamo la pequeña alma, que ya se estaba sintiendo mejor.
Entonces Dios explico que, para poder experimentar cualquier cosa, se requiere de su opuesto.
-Ese es un gran don, porque sin el no podrías conocer como es todo lo demás. No podrías saber que es lo Caliente sin lo frió, el Arriba sin el Abajo, lo Rápido sin lo lento. No podrías saber que es la izquierda sin la derecha, el Acá sin el Allá, el Ahora sin el Después.
Y así -concluyo Dios-, al verte envuelta en la oscuridad, no cierres el puño ni alces la voz para maldecirla. Mas bien, sé Luz entre las tinieblas, y no te enojes por ello. De ese modo sabras Quien Eres Realmente, y también los demás, lo sabrán. Permite que tu luz brille para que todos sepan que eres alguien muy especial.
-¿Quieres decir que esta bien que los demás sepan que soy alguien muy especial?- inquirió la Pequeña Alma.
-¡Por supuesto!-rió Dios-.¡Esta muy bien! Pero recuerda que "especial" no quiere decir "mejor". ¡Todos son especiales, cada uno a su modo! Pero hay muchos que no lo recuerdan. Entenderán que esta bien que sean especiales solo cuando tu mismo sepas que esta bien ser especial.
-¡Fantástico! -exclamo la almita, quien bailaba, reía y daba saltos de felicidad-.¡Puedo ser todo lo especial que quiera!
-Si, y puedes serlo a partir de ahora mismo- agrego Dios, quien bailaba y saltaba y reía con la pequeña Alma-.¿Que parte de lo especial quieres ser?
-¿Qué parte de lo especial? No te entiendo. -Verás...- le explicó Dios- ser la Luz es ser especial, y eso esta hecho de muchas partes. Ser generoso es ser especial. Ser amable es ser especial. Ser creativo es ser especial. Ser paciente es ser especial. ¿Se te ocurren otros modos de ser especial? La pequeña Alma quedo en silencio por un instante:
-¡Se me ocurren muchas formas de ser especial!- Exclamo luego.- Es especial ayudar a los demás. Es especial compartir. Y ser amistoso también es ser especial. ¡Ser considerado con los demás es ser especial!
-¡Así es!- concordó Dios-. Y tu puedes ser todas esas cosas, o cualquier otra parte de lo especial que desees ser, en cualquier momento. Eso significa ser la Luz.
-¡Ya se lo que quiero ser!- anuncio la Pequeña Alma, muy emocionada-. Quiero ser la parte de lo especial llamada "perdonar". ¿No es especial perdonar?
-Oh, si- aseguro Dios-. Eso es muy especial.
-Entonces, eso quiero ser. Quiero perdonar. Quiero experimentarme a mi misma de ese modo.
-Bien- dijo Dios-. Pero hay algo que debes saber. La Pequeña Alma comenzaba a impacientarse. Parecía que siempre había complicaciones.
-¿De que se trata?- suspiró.
-No hay nadie a quien perdonar.
-¿Nadie?- la Pequeña Alma apenas podía creer lo que estaba oyendo.
-¡Nadie!- repitió Dios. Todo cuanto hice es perfecto. No hay una sola alma en toda la creación que sea menos perfecta que tu. Mira a tu alrededor.
Entonces la Pequeña Alma se dio cuenta de que se había reunido una gran multitud. De todo largo y ancho, de todos los rincones del Reino, habían venido almas, porque se había corrido la voz de que la Pequeña Alma sostenía una extraordinaria conversación con Dios, y todos querían oír lo que decían.
Viendo a las incontables almas reunidas, la almita tuvo que coincidir: nadie parecía ser menos maravilloso, menos magnifico o menos perfecto que ella misma. Tal era el esplendor de las almas reunidas y tan brillante era su Luz, que la Pequeña Alma apenas podía sostener su mirada.
-¿A quien perdonar entonces?- preguntó Dios.
-¡Oh, creo que esto será muy aburrido!.- Gruñó la almita-. Queria experimentarme como El Que Perdona. Quería saber como es esa parte de lo especial. Y, así, supo como es estar triste.
Pero entonces un Alma amistosa salio de entre la multitud:
-No te preocupes Pequeña -le dijo-. Yo te ayudare.
-¿De verdad? -replico, con el rostro iluminado-. ¿Pero que puedes hacer?
-Puedo darte a alguien para que lo perdones.
-¿Puedes?
-¡Desde luego! -canturreo el Alma amistosa-. Puedo ir a tu siguiente vida y hacer algo para que lo perdones.
-Pero... ¿Por que habrías de hacerlo? -pregunto la Pequeña Alma-. ¡Tu que eres un Ser de tan absoluta perfección! Tu que vibras con gran rapidez creando una luz tan brillante que apenas puedo verla! ¿Que podría hacer que frenaras tu vibración hasta que tu luz se hiciera oscura y densa? ¿Que podrías hacer tu, que eres tan ligera como para bailar en las estrellas y desplazarte por el Reino a la velocidad del pensamiento, entraras a mi vida y te volvieras pesada como para hacer una cosa tan mala?
-Es muy fácil -repuso el Alma Amistosa-. Lo haría porque te amo.
A la Pequeña Alma le sorprendió la respuesta.
-No te asombres- le dijo el Alma Amistosa-. Tu hiciste lo mismo por mi. ¿No lo recuerdas? Hemos bailado juntas muchas veces, por eones y eras. Durante todos los tiempos y en muchos lugares hemos jugado juntas. Simplemente no lo recuerdas. Ambas hemos sido todas las cosas. Ya fuimos el Arriba y el Abajo, la Izquierda y la Derecha. Fuimos el Acá y el Allá, el Ahora y el Después, Fuimos lo Masculino y lo Femenino, lo Bueno y lo Malo. Tu y yo Fuimos la victima y el villano. Así, nos hemos reunido muchas veces, la una dando a la otra la oportunidad exacta y perfecta para expresar y experimentar Quienes Somos Realmente."
"De ese modo -añadió el Alma Amistosa-, llegaré a tu próxima vida y seré el "malo". Haré algo realmente terrible, y entonces podrás experimentarte como El Que Perdona.
-¿Que harás?- pregunto la Pequeña Alma, un poco nerviosa-. ¿Que puede ser tan terrible?
-Oh, ya pensaremos en algo -replico el Alma amistosa, con un guiño. Segundos después, pareció tornarse muy seria y murmuró:
-Tienes razón en algo.
-¿En que? -quiso saber la almita.
-Tendré que frenar mi vibración y hacerme muy pesada para hacer ese algo no tan bueno, Fingiré que soy alguien muy distinto a quien realmente soy. Por eso te pediré un favor a cambio.
-¡Si, lo que quieras! -exclamo la Pequeña Alma y comenzó a cantar y bailar- ¡Podré perdonar, podré perdonar!
Pero notó que el Alma Amistosa seguía muy callada.
-¿Que quieres? -le pregunto-. ¿Que puedo hacer por ti? ¡Eres todo un ángel por estar dispuesta a hacer tal cosa por mi!
-¡Claro que el Alma Amistosa es un ángel! -interrumpió Dios- ¡Todos lo son! Siempre recuerda eso que solo ángeles envio.
Y así, la Pequeña Alma quiso mas que nunca satisfacer la petición del Alma amistosa:
-¿Que puedo hacer por ti? -volvió a preguntar.
-En el momento que te golpee y te despedace -repuso el Alma Amistosa-, cuando te hago lo peor que pudieras imaginarte, en ese mismo instante...
-¿Que? -interrumpió la Pequeña Alma-. ¿Que...?
El Alma amistosa esta aun mas seria:
-Recuerda quien soy realmente.
-¡Si, así será! -exclamo el Alma Inocente-. ¡Te lo prometo! Siempre te recordaré tal y como te veo aquí y ahora.
-Muy bien -repuso el Alma Amistosa-, porque pondré tanto empeño en fingir, que olvidaré quien soy. Y si tu no me recuerdas como soy realmente, no podré acordarme durante mucho tiempo. Y si olvido quien soy, incluso tú olvidaras Quien Eres, y las dos estaremos perdidas. Entonces necesitaremos que venga otra alma para que nos recuerde a Ambas Quienes Somos.
-¡No, no será así! -prometió otra vez la Pequeña alma-. ¡Te recordaré! Y te agradeceré por darme ese don, la oportunidad de experimentarme como Quien Soy.
Así acordaron, y La Pequeña Alma fue hacia una nueva vida, emocionada por ser la Luz, que era muy especial, y por ser esa parte de lo especial que se llama Perdonar.
Y espero ansiosamente poder experimentarse como Perdón y agradecer lo que hiciera la otra alma para que fuera posible.
En todo momento de esta vida, cada vez que apareció en escena una nueva alma, ya fuera que trajese felicidad o pesar ( y especialmente si traía pesar), la Pequeña Alma pensó en lo que Dios le dijo.

"Siempre recuerda que no envió mas que ángeles"

Neale Donald Walsch, autor del libro "Conversaciones con Dios"






lunes, 20 de octubre de 2008

Sueña

Escribo este post mientras escucho una de las canciones más bonitas que conozco. Tiene la capacidad de abrir mi corazón y recordarme la importancia de soñar. A medida que la escucho un nudo se va formando en mi garganta mientras que mi piel se estremece de puro gozo. Se que es mi "alma" que está contenta y me dejo mecer por ese sentimiento.

Podría seguir contándoos mi experiencia pero prefiero compartirla con vosotros. Así que os invito a sentirla. Yo prefiero cerrar los ojos, de esta forma me concentro mejor en la melodía. Puedes estar sentado o de pie. Yo empiezo casi siempre sentada pero hay un momento en el cual mi cuerpo me pide que me levante y me deje llevar. Tranquilo, descubrirás ese momento y quizás tú también quieras levantarte.

Esta canción es mi "estructura" y la escucho todos los días para recordarme quien soy.

Nos os entretengo más. Subir el volumen, cerrar los ojos y disfrutad....


Sueña con un mundo distinto
donde todos los dias
el sol brillara
donde las almas se unan en luz
la bondad y el amor, renaceran

Sueña, sueña tu.....


domingo, 19 de octubre de 2008

Crear espacio para lo nuevo...



Este fin de semana lo he "consagrado", entre otras cosas, a hacer una limpieza en profundidad de mi casa (ropa, papeles, revistas, etc.). Utilizo el término consagrar porque este proceso que realizo dos veces al año, en otoño y primavera, se ha convertido para mi en todo un ritual.

Tengo una tendencia increíble a acumular así que la tarea se vislumbraba ardua y la pereza me tentaba a posponerlo. Conozco esa sensación y no me iba a dejar vencer tan fácilmente. Así que me organicé para ir por partes y me programé descansos para darme algún premio. ¡Que poco nos premiamos!

Al igual que en la vida, durante este ritual es importante celebrar lo que vas haciendo en lugar de centrarte en lo que todavía te queda por hacer.

Aunque empecé con la pereza como compañera de faena, esta fue desapareciendo a medida que avanzaba y me iba sintiendo cada vez mejor. La pereza fue dejando paso a un sentimiento de libertad y claridad. Como si existiese una estrecha relación entre mis emociones y mi entorno. ¡Y claro que existe!

Por eso digo que para mi es un ritual. No se limita sólo al hecho mecánico de limpiar mi entorno o tirar cosas que ya no utilizo, es una metáfora de ir desprendiéndome de lo viejo (física, emocional y espiritualmente) y crear el espacio para que lleguen cosas nuevas. ¡Y por experiencia llegan!

Lilian Too, una de las mayores expertas en Feng Shui, lo expresa así:

"La acumulación de objetos (físicos, mentales y espirituales) es el principal culpable del deterioro de los espacios y las personas. Los trastos nos acechan como un monstruo invisible, arrastrándose silenciosamente por nuestras casas y consumiendo su energía.

Debemos limpiar la energía añeja creada por la suciedad que se acumula en nuestras casas, en nuestras actitudes y en nuestro corazón. Este proceso de limpieza nos dejará como nuevos. Al ponerlo en práctica, nos liberamos de las energías negativas, dejando a un lado las actitudes anticuadas y creando espacio para que entre nueva energía."

Si quieres conocer más sobre esta técnica milenaria del Feng Shui y como aplicarla a tu vida, te recomiendo el blog de Maru Canales.  A partir de ahora uno de mis blog recomendados.

Bibliografía Feng Shui: "168 trucos de Feng Shui", Lilian Too. "Feng Shui inteligente para el hogar", Lilian Too.

FENG SHUI en la empresa
Maru Canales
Grupo Editorial CEAC

miércoles, 8 de octubre de 2008

Uno construye sus propias crisis



Un hombre vivía en la orilla de un camino y vendía perritos calientes. No tenía radio, ni televisión, ni leía los periódicos, pero hacía y vendía buenos perritos calientes.

Se preocupaba por la divulgación de su negocio y colocaba carteles de propaganda por el camino, ofrecía su producto en voz alta y el pueblo le compraba.


Las ventas fueron aumentando cada vez más, compraba el mejor pan y la mejor salchicha. Llegó un momento en que fue necesario comprar un carrito más grande, para atender a la creciente clientela. El negocio prosperaba.


Su perrito caliente era el mejor de la región.

Venciendo su situación económica inicial, pudo pagar una buena educación a su hijo, quien fue creciendo y fue a estudiar Economía en la mejor Universidad del país. Finalmente, su hijo ya graduado con honores, volvió a casa y notó que su padre continuaba con la misma vida de siempre y tuvo una seria conversación con él... ¿Papá, usted no escucha la radio? ¿Usted no ve la televisión? ¿Usted no lee los periódicos? Hay una gran crisis en el mundo!!! Y la situación de nuestro país es crítica!!! ¡Todo está mal y el país va a quebrar!


Después de escuchar las consideraciones de su hijo, el padre pensó... bien, si mi hijo Economista, lee periódicos, ve televisión, entonces solo puede tener la razón... y con miedo de la crisis, el viejo busco el pan más barato (más malo) y comenzó a comprar la salchicha mas barata (la peor) y para economizar dejó de hacer sus carteles de propaganda.


Abatido por la noticia de la crisis ya no ofrecía su producto en voz alta, ni atendía con entusiasmo a sus clientes.


Tomadas todas esas precauciones, las ventas comenzaron a caer y fueron cayendo y cayendo y llegaron a niveles insoportables. El negocio de perritos calientes del viejo que antes generaba recursos para que el hijo estudiara Economía, finalmente quebró.


Entonces el padre, muy triste, le dijo al hijo: hijo, tenías razón, estamos en medio de una gran crisis y le comentó orgullosamente a sus amigos: bendita la hora en que envié a mi hijo a estudiar Economía, él me avisó de la crisis...

Este cuento es un reflejo de nuestra situación económica actual. Al igual que en él, cada uno de nosotros contribuimos a crear nuestra propia crisis cada vez que prestamos atención a lo que los demás nos cuentan y modificamos nuestro comportamiento como respuesta. Es ese cambio de comportamiento lo que provoca nuestra ruina y no la tan temida "crisis".

Por eso elijo que mi foco de atención no esté en lo que no quiero, la crisis y sus consecuencias, y si en lo que quiero. Hace tiempo que dejé de leer el periódico y de ver el telediario. Algunas personas de mi entorno dicen que esto es esconder la cabeza y no estar informado. Que es una forma de huir. Opino que efectivamente lo que nos dicen y transmiten los medios de comunicación es "una realidad", pero no es la única.

Es como si entrase en un buffet libre donde hay diferentes tipos de platos y me llevase a la mesa aquello que no me gusta. Y me obligase a comérmelo porque los demás se lo comen. Puestos a elegir prefiero llevarme a la mesa aquello que me gusta y que también está ahí aunque no sea fuente de noticia.

"Todo lo que procede del miedo no es verdad, es opinión"

lunes, 6 de octubre de 2008

Los tres sabios


"Tres sabios decidieron emprender un viaje, porque a pesar de ser tenidos como sabios en su país, eran lo bastante humildes para pensar que un viaje ensancharía sus mentes.

Apenas habían pasado al país vecino cuando divisaron un rascacielos a cierta distancia. "¿Qué podrá ser ese enorme objeto?" se preguntaron. La respuesta más obvia habría sido "Id y averiguadlo". Pero no, eso podía ser demasiado peligroso, porque ¿y si aquella cosa explotaba cuando uno se acercaba a ella?. Era muchísimo más prudente decidir lo que era antes de averiguarlo. Se expusieron y examinaron diversas teorías pero, basándose en sus respectivas experiencias pasadas, las rechazaron todas. Por fin, y basándose en las mismas experiencias - que eran muy abundantes, por cierto -, decidieron que el objeto en cuestión, fuera lo que fuera, sólo podía haber sido puesto allí por gigantes.

Aquello les llevó a la conclusión que sería más seguro evitar absolutamente aquel país. De manera que regresaron a casa, tras haber añadido una más a su cúmulo de experiencias".

Las Suposiciones afectan a la Observación
La Observación engendra Convencimiento
El Convencimiento produce Experiencia
La Experiencia crea Comportamiento,
el cual, a su vez, confirma las Suposiciones.

"La oración de la rana, volumen 1, Anthony de Mello."

Todos tendemos a dejarnos llevar por las suposiciones basadas en nuestra experiencia pasada. Cuando pasa algo diferente a lo que esperábamos el cerebro tiende a buscar una explicación para ese hecho ya que esa es su forma de actuar. Como no sabe lo que pasa, no tiene datos, hace una "suposición". Las suposiciones tienden a formarse tomando como base nuestras experiencias pasadas y por lo tanto nuestras creencias. Recuerda que "creamos lo que creemos" por lo tanto nuestras creencias engendran suposiciones que confirman nuestras creencias. Por eso siempre que hacemos suposiciones nos buscamos problemas.

Imagina esta situación, estás dando una charla y una de las personas de la sala bosteza. Tú sólo ves ese gesto, pero tu cerebro necesita, para sentirse seguro, buscarle una explicación. Entonces busca en su almacén de datos, donde se guardan tus experiencias pasadas y tus creencias, y en base a eso emite una "suposición". Si te encuentras inseguro o piensas que no eres bueno hablando en público, tu suposición probablemente apoyará esa creencia y pensarás que le estás aburriendo. Por el contrario si te encanta hablar en público y has tenido otras experiencias exitosas a ese respecto, tu suposición apoyará esa creencia y pensarás algo como: "debe de haber pasado una mala noche". ¿Te suena?

¿Cuantos de los malentendidos que mantienes con personas de tu entorno se basan en informaciones y cuantos en suposiciones?



lunes, 29 de septiembre de 2008

Los fósforos



"Mi abuela tenía una teoría muy interesante, decía que si bien todos nacemos con una caja de cerillos en nuestros interior, no los podemos encender solos, necesitamos, como en el experimento, oxigeno y la ayuda de una vela. Sólo que en este caso el oxígeno tiene que provenir, por ejemplo, del aliento de la persona amada; la vela puede ser cualquier tipo de alimento, música, caricia, palabra o sonido que haga disparar el detonador y así encender uno de los cerillos. Por un momento nos sentiremos deslumbrados por una intensa emoción. Se producirá en nuestro interior un agradable calor que irá desapareciendo poco a poco conforme pasa el tiempo, hasta que venga una nueva explosión a reavivarlo. Cada persona tiene que descubrir cuales son sus detonadores para poder vivir, pues la combustión que se produce al encenderse uno de ellos es lo que nutre de energía el alma. En otras palabras, esta combustión es su alimento. Si uno no descubre a tiempo cuales son sus propios detonadores, la caja de cerillos se humedece y ya nunca podremos encender un sólo fósforo.

Si eso llega a pasar el alma huye de nuestro cuerpo, camina errante por las tinieblas más profundas tratando vanamente de encontrar alimento por sí misma, ignorante de que sólo el cuerpo que ha dejado inerme, lleno de frío, es el único que podría dárselo."

Laura Esquivel. Como agua para chocolate

Y tú, ¿sabes cuales son tus detonadores?

jueves, 11 de septiembre de 2008

Liderazgo que deja huella


Nuria Vilanova es presidenta de la consultora de comunicación y relaciones públicas Inforpress. Es madre de 3 hijos y fue elegida en 2007 la "mujer empresaria del año", premio otorgado por la Federación Española de Mujeres Directivas, Ejecutivas y Empresarias (FEDEPE).

Como dice Anthony Robbins el "éxito" deja huellas y estas son algunas que se desprenden de su entrevista en "El País".

"Sin aprendizaje no hay sostenibilidad..."

"Para sentirse vivas, las personas necesitan aprender, haciendo cosas nuevas y diferentes que les motiven a superarse a sí mismas y sacar todo lo bueno que albergan.......Cada ciertos meses, los profesionales rotan su cartera de clientes, lo que genera que desaparezcan el miedo y el estrés a los potenciales cambios futuros."

"Lo cierto es que el desarrollo de los colaboradores es el mayor motor de crecimiento de una empresa. ¡LAS PERSONAS SON SU MAS PURA ESENCIA!"

"¿Cómo definiría su estilo de liderazgo?

Lo primero, decir que liderar no consiste en que otros te sigan, sino en CREAR NUEVOS LIDERES. Para ello, se ha de potenciar que cada persona pueda ser ella misma en el trabajo: sólo así puede aflorar todo su potencial. Es imprescindible dar el máximo de libertad para que cada profesional se gestione a sí mismo, viendo la manera de que pueda especializarse en actividades que le diviertan y apasionen."

"Procuro rodearme de gente mejor que yo. Busco colaboradores que me complementen, que sobresalgan en lo que yo no sé hacer..... Hay que ser lo suficientemente sincero y humilde para delegar y confiar en otros, adaptando el organigrama a las personas y no al revés. Creo en la horizontalidad de las cosas: por eso no tengo despacho: mi mesa está con la de los demás."

Si quieres leer el resto de la entrevista: Entrevista El País

lunes, 8 de septiembre de 2008

Contigo somos m+s PAZ

Fundación Ananta convoca al acto “Contigo somos + paz”
El próximo 28 de Septiembre en el Palacio de Congresos de Madrid
El próximo 28 de septiembre domingo celebraremos en el Palacio de Congresos de Madrid nuestra III Convocatoria por la Paz, que intentamos coincida lo más cerca posible con el Día Internacional de la Paz de Naciones Unidas, que es el 21 de septiembre. Adjuntamos el cartel anunciador.

En este acto por la armonía y por la paz nos preguntamos, para luego intentar poner en práctica, lo siguiente: “¿En qué medida cada uno de nosotros podemos ser un factor de armonía y de paz, y contribuir con nuestro pensamiento y nuestra acción a un mundo más humanizado?”.

Contaremos con 5 ponentes: Ima Sanchis (periodista de La Vanguardia), BK Jayanti (Directora de la Universidad Espiritual Brahma Kumaris), Mario Conde (empresario), Jorge Carvajal (médico fundador de la Sintergética) y Mario Alonso Puig (cirujano y conferenciante).

Habrá piezas musicales en directo por parte de Ravid Goldschmidt, Lola Montes, Israel Paz, Julio García y Luis Paniagua.

La presentación correrá a cargo de Marta Matarin, y esperamos también la participación de los asistentes.

En el acto de 2007 se congregaron más de 700 personas. Todas las ponencias están disponibles en video en:

http://www.youtube.com/fundacionananta

Nos gustaría mucho contar con tu presencia. El aforo es de 2.000 personas y aspiramos a llenarlo.

Agradecemos a Brahma Kumaris, Fundación Augere y Eutopia su colaboración en la organización de este evento.

Con un fuerte abrazo,

Creemos en el concepto de UN MUNDO y UNA HUMANIDAD
We believe in the concept of ONE WORLD and ONE HUMANITY

lunes, 28 de julio de 2008

15 días en Agosto

Aprender de los niños...



miércoles, 11 de junio de 2008

Mi experiencia sobre el Taller del Exito

En primer lugar, agradeceros, Iciar y Erwin, la creación del Taller del Éxito y el hecho de que sois grandes coaches y mejores personas, que habéis andado el camino del éxito, conocéis bien los pasos que hay que dar y me habéis acompañado con credibilidad y eficacia a que los resultados del mismo hayan sido muy enriquecedores y significativos para mí. Transmitís, en todo momento, que os encantan las personas, aprender y ayudarnos a desarrollar nuestro potencial para una vida más feliz. Vosotros mismos sois un ejemplo, rebosáis positividad y bienestar y da gusto veros trabajar en equipo, por vuestra complicidad, respeto y afecto mutuos.


El Taller me ha ayudado a cambiar mi perspectiva y siento que, con él, pasamos de ser espectadores a creadores de una realidad más plena y hacedores de nuestra felicidad, a través de un plan sistemático, estableciendo objetivos y acciones en el tiempo y programas de éxito, aderezado con la inmensa emoción y motivación que genera la visión de un futuro con sueños cumplidos.

Gracias, Iciar y Erwin, por facilitar el proceso con vuestro matiz integrador, creativo y humanista, estimulando nuestro consciente, inconsciente y, sobre todo, las emociones agradables, generadas a través de afirmaciones positivas y vuestra motivadora presencia.

Vuestra gran labor, me recuerda la frase un sabio oriental:

“La compañía del noble no moldea, sino que libera”. Nisargadatta

Carmen

Si quieres ser el siguiente, ya tenemos fechas para el próximo Taller del Éxito que tendrá lugar el sábado 13 (10:00 a 14:00 - 16:00 a 20:00), domingo 14 de septiembre (10:00 a 14:00) y el lunes 22 de septiembre (19:00 a 21:00).

Si quieres disfrutar de más testimonios, haz click aquí

martes, 10 de junio de 2008

Sonrisas de Bombay


"Veo a Dios en las sonrisas que me regalan los niños"

Entrevista a Jaume Sanllorente, fundador de “Sonrisas de Bombay

Sólo la increíble fuerza interior que le asiste es capaz de mover tamaña empresa solidaria. Es incombustible. No conoce domingos, ni descanso. Es así como el proyecto florece y las sonrisas de los niños de Bombay no paran de estallar. Pronto alcanzarán las 6.000. Jaume contagia pasión por ayudar al prójimo y esa pasión es la que hace que las monederos se abran y las empresas se vuelquen a favor de “Sonrisas de Bombay”. Se puede leer su libro, rastrear el trabajo que desarrollan…, pero sólo el inmenso brillo en las pupilas de este joven periodista barcelonés, ese entusiasmo desbordante por la vida y las oportunidades de ayudar que nos concede, nos sitúan en el verdadero origen de esa magna obra solidaria.


La nuestra es la última de una larga lista de entrevistas que ha mantenido a lo largo de todo el día en Madrid. En su rostro no asoma el más mínimo cansancio…

 
¿Te sientes recompensado?
¿Qué he hecho yo para merecer esto? Me lo repito todos los días en un sentido positivo. ¿Qué he hecho yo para merecer tantas cosas maravillosas, como la vida hoy me está regalando cada día? Recibo sonrisas, alegría, amor en estado puro, en dosis tremendamente grandes. A veces pienso que no me merezco todo esto con lo que Dios me está recompensando. Te lo digo con pleno convencimiento: todos estos regalos no caben en mí.

 
¿Las pilas Duracell de Jaume Sanllorente en qué enchufe se alimentan? ¿De dónde sientes que te viene esa fuerza interior que te permite atender retos de tamaña envergadura?
En Dios (muy larga pausa…) Te lo prometo, que nunca, nunca en la vida hubiese pensado que algún día diría esta respuesta.

 
¿Te sientes sostenido?
Sí, por Dios. ¡Mira! Se me pone la piel de gallina al pronunciar esta palabra. Sí, Dios me sostiene y te juro que jamás me imaginaba haciendo esta afirmación que en principio puede sonar propia de alguien muy atado a un movimiento religioso. No es mi caso.

Cuando desvinculas a Dios de la religiones, te das cuenta de que éstas son un maquillaje, que te impiden ver la cara lavada de Dios. Dios es todo, Dios está en esta conversación que estamos teniendo. No hay que creer o dejar de creer en Dios. Dios está y punto. Yo veo a Dios cada día en todo. Esta luz, esta belleza que ahora en este hall nos rodea es Dios. Veo a Dios en las sonrisas que me regalan los niños, en los árboles que se mecen al ritmo del viento, en esta agua pura que bebemos…

 
¿Sientes que vuestro accionar está sostenido desde Arriba?
Cuando a veces oigo decir cómo Dios permite que el mundo esté como está, yo respondo diciendo que el mundo es así porque nosotros lo hemos querido. El legado que Dios nos ha dejado es maravilloso. Nosotros lo estropeamos con nuestras acciones. Dios no nos castiga. Nos castigamos nosotros mismos. El Dios castigador ya pertenece a una religión concreta.

Antes de abrir el paquete del regalo de la tierra, antes de pararnos a observar este mundo rebosante de encanto, ya lo hemos deteriorado, a menudo destruido.

 
En tu libro te manifiestas como un artista en el reciclaje de sentimientos. ¿Hay situaciones que aún al día de hoy te cuestan reciclar?
Evidentemente… Uno es humano. Recientemente una persona de relieve público me decía: “Jauma, yo soy cochinamente humano”. Yo no tengo, ni todo asumido, ni todo aprendido. Espero no vivir jamás con la sensación de haber aprendido todo. Confieso que aún hay situaciones que no puedo reciclar.

Relatas en tu libro que hay momentos en los que no paras de trabajar…
Hay mucho trabajo detrás de todo este proyecto. Las cosas no se hacen sólo con levitar y buenas intenciones. Hasta en mis momentos de recreo no puedo evitar el ir al ordenador y empezar a trabajar. En los fines de semana, como jefe, me obligo a mí mismo a descansar y sin embargo no puedo evitar moverme a chequear el correo y ver los nuevos socios o el pensar cómo proporcionar una nueva ayuda…

No sé si es bueno o malo, pero mi trabajo me apasiona. A las pasiones hay que darles rienda suelta. No hay que castrarlas, nunca, nunca…

 
¿Hay algún momento en que te ha asaltado la nostalgia por la vida de antes?
Sí, pero eso nunca me ha hecho plantearme el tirar la toalla. El proyecto es mi vida. Con convencimiento total y absoluto: es el motor que marca el latido de mi corazón.

 
¿Cuando ves tus colegas bien situados, no te has preguntado alguna vez, “dónde me he metido yo”?
No eso no. Sólo esa sensación de coger la moto, como hacía antes, y recordar mi pasado con cero preocupaciones, me puede inspirar algo de nostalgia. Sólo a veces. Antes no tenía libretitas en mi mesilla de noche y ahora tengo libretitas varias. En cualquier momento me puedo despertar y empezar a apuntar nuevas ideas, planes… para el proyecto.

 
¿Qué te ha dado esta nueva vida?
A nivel egoísta la libertad de hacer lo que quiero. Trabajo en lo que yo mismo he elegido. A nivel no egoísta la libertad proporcionada a, por ahora, 3.000 niños de Bombay. La libertad de otros me ha hecho libre a mí. Eso no tiene precio. Eso merece todos los quebraderos en la cabeza y todas las libretitas que uno pueda tener en la mesilla de noche.

 
¿Qué te ha regalado la India?
La India no me ha dado nada. El proyecto me lo ha dado todo. Los niños beneficiados me han dado las más grandes lecciones que he recibido en mi vida.

 
¿Cómo sobrevive la India a una realidad tan dura?
Tengo la sensación de que la espiritualidad ha surgido con fuerza en la India, pues era necesaria una válvula de escape, para salir de ese panorama extremo. Por ejemplo, el sistema de diferenciación de castas es muy violento y castrante. Leo y releo Ghandi, Vivekananda… Sus pensamientos maestros han surgido abonados por una realidad absolutamente contrapuesta. Esos pensamientos hablan de dar, de amor, de igualdad, de valores universales, planetarios, humanos…

 
¿Ayuda y cuestionamiento de estructuras o sólo ayuda? ¿”Apagar los incendios” o algo más?
La coherencia aquí va a repercutir mucho allí. Un ejemplo: cerciorarnos de que nuestra ropa no ha sido confeccionada por niños. Muchos de los niños explotados en los talleres de ropa están sometidos a un dictado occidental, no oriental. Las grandes empresas que favorecen esa situación son de nuestro mundo.

Así como los pobres ven el mundo de lujo a través de un cuadradito que está en sus chabolas y que se llama televisor, debemos observar también nosotros, que los niños de África que se están muriendo de hambre, no pertenecen a un televisor. No es un montaje de imagen, sino pura realidad. Cada quien ha de tomar la decisión de dar los pasos oportunos hacia un mundo mejor. Entonces ya no nos frenará nadie.

 
¿En una edad adulta, qué te gustaría ver como legado de toda una vida?
Quisiera ver, no sólo que los niños del proyecto han gozado de un futuro digno, sino que sus hijos también han contado con él. No me deben ningún favor. Les he ayudado porque he querido.

Quisiera comprobar en el futuro que los hijos de una de esas niñas que hoy se encuentran en el orfanato disponen de educación. Me gustaría encontrarme a una de esas niñas por azar en las calles de una ciudad de la India. No me importa que no se acordara de mí. Me gustaría topármela de repente y preguntarle:

- Oye, ¿Cuánto tiempo? ¿Qué es de tu vida?
- Pues mira…, llevo mis hijos al cole.


Eso me emocionaría. Hay personas que imaginan como cosa ideal en sus vidas el día de su boda, el día del primer hijo… La situación utópica que yo imagino es esta. Este encuentro es lo que yo anhelo…

 
¿Muchos proyectos en la libreta?
Muchos proyectos, pero ya basados en realidades. Hace tres o cuatro años, cuando perseguía a la gente para que me ayudara, siempre les tenía que convencer en base a sueños. Ahora ya no hace falta que les venda sueños, ahora les puedo vender realidades. Gracias a las ayudas que hemos ido recogiendo, en tres años de 40 niños hemos pasado a 3.000. En Junio serán 6.000. Todo gestado gracias a ayudas que han venido de España.

 
¿El viento sopla a favor?
Cierto, pero aún ha de soplar mucho más. Tienen que venir muchas más ayudas. En sólo Bombay hay 300.000 niños abandonados. Se necesita mucho viento, pero para eso estamos.

 
¿Aún y con todo, el destino se escribe con mayúsculas?
Creo que hay un destino superior, pero no hemos de caer en conformismos. Hemos de hacer todo lo que esté en nuestras manos, para que ese destino sea lo mejor para todos.

Entrevista cedida para su difusión por Fundación Ananta (www.fundacionananta.org)

Os recomiendo que nos os perdáis el libro "Sonrisas de Bombay" en donde se narra la historia de esta ONG. 





jueves, 5 de junio de 2008

El estrés va de dentro afuera


Buenos días. "La Contra" de la Vanguardia trae hoy una entrevista muy interesante a Andrés Martín, biólogo y profesor de reducción del estrés. Si queréis más información este es su blog: http://andresmartin.org/

"El estrés va de dentro afuera, y no al contrario"

IMA SANCHÍS - 05/06/2008

44 años. Nací en San Sebastián y vivo en Palma de Mallorca. Tengo pareja y dos hijos universitarios. Licenciado en Biología, trabajo en el ámbito de la reducción de estrés y el liderazgo. ¿Mi idea política? Necesitamos vivir en la Tierra con más armonía. Practico el budismo

Usted criaba peces.
Sí, era ejecutivo de una multinacional noruega. Hubo las típicas luchas de poder yme tomé un año sabático para pensar qué otras cosas podía hacer con mi vida.

¿Dónde acabó?

En el Centro Médico de la Universidad de Massachusetts, en la clínica de Reducción de Estrés, formándome con su fundador, el doctor Jon Kabat-Zinn. Su programa se imparte en 240 instituciones de EE. UU.
El estrés afecta a uno de cada cinco trabajadores europeos, ¿qué propone?

Desarrollar el equilibrio interior, la capacidad de parar y observar antes de actuar, y responder en vez de reaccionar. Utilizamos el yoga para reequilibrar el cuerpo y la meditación para equilibrar la mente. Hay que descentrarse de uno mismo.
¿Descentrarse?

Observar los pensamientos y las emociones que uno tiene con más curiosidad y menos preocupación, y entender el proceso por el cual los pensamientos y las emociones se van entrelazando hasta hacernos perder el equilibrio interno.

Curioso, un biólogo en estos temas...

Me atrajo esta técnica porque puede medir sus resultados. La depresión, la ansiedad, la hostilidad y la somatización se reducen un 35%. Y al bajar los ciclos de rumiación, disminuye la afectividad negativa.

¿Rumiación, pensar como un rumiante?
Sí, comerse el coco con cosas del pasado que causan sufrimiento, bajan la autoestima y la eficacia. En una sesión de dos horas y media los niveles hormonales de cortisol, la hormona del estrés, se reducen un 40%.

¿Cuáles son las pautas fundamentales?
Desarrollar la conciencia plena, la capacidad de darnos cuenta de lo que está pasándonos sin juzgar si es bueno o malo. Habilitar un control de calidad de nuestro proceso de pensamiento y de nuestro grado de conexión con la realidad que estamos viviendo. A menudo, como la realidad no nos gusta, luchamos psicológicamente contra ella, y esa lucha nos desconecta de lo que sucede.

Vivir momento a momento.

Sí, y desarrollar la autocompasión.

La repetición de los errores es muy puñetera y a veces te hartas de ti mismo.

A mayor grado de inconsciencia, más repetición de errores. En el estrés hay mucha reactividad, genera unas emociones que llevan a actuar de forma impulsiva. Cuando logras hacer una pausa entre el estímulo y la reacción, la impulsividad disminuye. Para ello, es básico darte cuenta de cuándo estás empezando a calentarte.

¿Contar hasta diez?

Tener una mejor autoconciencia, es decir, cómo soy, qué cosas me encienden y qué es lo que puedo hacer en lugar de explotar. Muchas veces, ante los juicios que nos hacen reaccionamos de forma defensiva o atacando, lo cual no es muy efectivo desde el punto de vista de la relación interpersonal. Pero veámoslo desde otro punto de vista.

Veámoslo.

El juicio de otro, aunque no me guste, es interesante porque me está dando información de mí mismo y de él. Si reprimo una emoción, me provoca más tensión, y si la ignoro, sigue condicionando mi comportamiento. Hay que desarrollar la conciencia de cuál es mi emoción y ver la mejor manera de expresarla dentro del contexto, la situación y mis objetivos.

¿Por qué es mejor el yoga que el boxeo?
El yoga es estar consciente del cuerpo y de la respiración; normalmente, en cambio, al hacer footing u otro deporte se desconecta la mente del cuerpo: mientras tu cuerpo corre, tú sigues pensando en tus problemas. El yoga activa el sistema simpático y el parasimpático, porque tensa y relaja. En los gimnasios casi todo es tensión.

¿Qué más?

Hay que cuidar la alimentación. El estrés conlleva unas pautas de alimentación poco sanas: se come a deshoras, rápido, y se toman excitantes. Ese comportamiento realimenta el estrés. Y lo mismo podemos decir de la comunicación: cuando hay estrés, la comunicación va de la agresividad a la pasividad, y ambas provocan más estrés.

¿El camino de en medio?
Desarrollar la asertividad: qué es lo que digo, cómo lo digo, cuál es su efecto en otras personas y en mí mismo; y cómo se puede desarrollar una comunicación más consciente, plena y profunda. Y nos queda otro elemento fundamental.

¿Dormir suficientes horas?

La gestión del tiempo, es decir: a qué dedico mi tiempo y mi energía. Es imprescindible dedicar un tiempo a uno mismo, sus ilusiones y proyectos. Debemos tomar conciencia de nuestra responsabilidad sobre nuestra felicidad y entender que el estrés es algo que se genera dentro y no fuera.

Todo desemboca en el sentido de la vida.
Las personas más resistentes al estrés presentan tres características: gran sentido del compromiso; control de su propia vida pero sin querer controlarlo todo, y capacidad de afrontar los desafíos.

... Comprenden que la vida es cambio.
Sí, que hay salud y luego enfermedad, amor y desamor. De lo bueno podemos disfrutar y de lo malo, aprender. Pensamos que la realidad externa es una cosa y que nuestra realidad interna es otra, pero son inseparables: la única manera de transformar la realidad externa es transformando la interna.

La responsabilidad
Tras una crisis laboral (fue director de varias empresas en el sector agroalimentario) y una profunda crisis de pareja, Martín dio un golpe de timón y se fue a la Universidad de Massachusetts a formarse en reducción de estrés según el método de conciencia plena. "Cada uno de nosotros debe tomar la responsabilidad de su propio estrés, porque no es algo externo, sino que tiene que ver con nuestra interacción con el medio. Hay que buscar la forma de generar la armonía interior que nos permita emitirla hacia fuera; así volverá a nuestro interior". Compagina la formación corporativa con la investigación en reducción de estrés, en cuyas conclusiones se basa Con rumbo propio (Plataforma).


lunes, 2 de junio de 2008

JUST DO IT!


Hace exactamente un año escribía un artículo sobre Oscar Pistorius un atleta con doble amputación de piernas que quería participar en los juegos olímpicos de Pekín. (http://vivirenlaluz.blogspot.com/2007_05_01_archive.html)

Un año después leo que ha ganado la apelación impuesta ante el TAS y podrá competir en los juegos olímpicos, si consigue la mínima de los 400 metros para poder estar en la pista a partir del 8 de agosto en la prueba individual, o ser escogido por el equipo para la prueba de relevos.

Todo camino empieza con un simple paso y el viaje de cambiar tu vida no es una excepción. En el proceso de crear tu vida siempre hay un vacío entre donde te encuentras ahora y donde te gustaría estar. Cubrir ese vacío requiere solamente dos cosas: un enfoque consistente en lo que quieres conseguir y acciones consistentes en el tiempo. Oscar es un ejemplo de como el enfoque en lo que realmente quieres conseguir, a pesar de los inconvenientes, y el tomar acción de forma consistente es la clave del éxito. Sea este el que sea.

Pero el destino de Oscar no es que se le permita participar en los juegos olímpicos, su sueño es competir junto a atletas sin ninguna minusvalía, y estoy segura de que luchará hasta conseguirlo.

No me extraña que Nike lo haya elegido como atleta para representar su slogan de "Just do it" (simplemente hazlo).

"Hay personas que tiene una discapacidad o minusvalía y personas que se definen por sus discapacidades"
¿Cómo te defines? ¿Qué utilizas para definirte, tus fortalezas o tus debilidades? ¿Utilizas una visión de ti mismo que te inspira o que te hunde?

Todo un ejemplo.

¡Nos vemos en Pekín"



La fórmula del éxito


No importa lo que haya pasado en tu pasado, o cuantas veces lo hayas intentado y hayas fallado, nada de esto importa porque cada momento es una nueva oportunidad de conseguirlo. Piensa en Edison, si no hubiese perseverado a pesar de sus errores hoy no tendríamos luz y no podrías estar leyendo este post. ;-)

LA FORMULA DEL ÉXITO

Si quieres tener éxito y satisfacción en tu vida, aquí tienes cuatro pasos:

1. Conoce y clarifica lo que quieres conseguir en tu vida. CLARIDAD ES PODER

2. Toma acción, comprométete a tomar acciones que te lleven en la dirección de tus metas. Siempre que te marques un objetivo o tomes una decisión toma acción en ese mismo momento. Haz esa llamada, escribe ese correo, busca esa información, etc. PODER ES LA HABILIDAD DE TOMAR ACCIÓN

3. Toma nota del resultado de tus acciones. ¿Qué estás obteniendo como resultado de tus acciones?

4. Si lo que estás haciendo no te está funcionando, cambia tu aproximación. Haz algo diferente. Y si piensas que ya lo has hecho todo, pregúntate: ¿Qué es lo que no estoy viendo? FLEXIBILIDAD ES PODER

Lo que impide a las personas tomar acción es el miedo: miedo a fracasar, miedo al éxito, miedo a no ser suficiente, miedo al rechazo, miedo a sufrir, miedo a lo desconocido. La única forma de tratar con el miedo es encararlo. No se trata de esperar a no tener miedo para hacer lo que sabemos queremos hacer sino hacerlo a pesar de tener miedo. Convertir al miedo en nuestro aliado. Mirarlo a los ojos y tomar acción a pesar de él. El miedo es una invención. Es la mente la que tiene miedo. Es la mente la que sufre, la que se anticipa a lo que puede pasar. Es la misma mente que te hace temblar viendo una película a pesar de que tu sabes que no es real. Para la mente realidad y fantasía son lo mismo.

No es lo que podemos hacer en la vida lo que marca la diferencia. Es lo que haremos. Si no estás consiguiendo lo que quieres puede que se trate de falta de claridad, puede que el miedo te atenace y te impida tomar acción o puede que sigas haciendo una y otra vez lo mismo esperando otro resultado.

Clarifica tus metas, toma acción y persevera hasta conseguirlo. Hazlo ahora. Hoy es el mejor momento. ¡YA!

La vida no se mide por las veces que respiras, sino por aquellos momentos que te dejan sin aliento...




martes, 27 de mayo de 2008

5 características de las personas de éxito


Acabo de volver de Londres del curso Wealth Mastery (Maestría de la riqueza) de Anthony Robbins. Cuatro días con una inmersión profunda en la riqueza, la abundancia, la contribución y el éxito. ¡INCREÍBLE!

Para todos aquellos que todavía no hayáis asistido a ninguno de sus cursos: ¿A qué estáis esperando? Todos y cada uno de ellos son una inversión en tu crecimiento personal y profesional.

Si somos coherentes y queremos ser personas de éxito tenemos que aprender y modelar a los mejores y Anthony Robbins es sin lugar a dudas uno de los grandes.

Os dejo con estas 5 características de las personas de éxito:

1.- HACEN LO QUE LES ENCANTA

Las personas de éxito no se limitan a buscar alrededor de ellos lo que les gusta, crean lo que les gusta. La mayoría de nosotros nos pasamos la vida pensando y buscando nuestra pasión. Aquello que cuando lo encontremos suponemos que reconoceremos y amaremos. Estamos enamorados del "qué", el objetivo pero no estamos dispuestos a hacer lo que tenemos que hacer para conseguirlo. Las personas de éxito no se limitan a "buscar" sino a "ser". Se convierten en lo que quieren ser (el efecto) en lugar de esperar a encontrar ese objetivo (causa) que les hará sentirse como se quieren sentir.

2. TIENEN UN NEGOCIO Y NO UN EMPLEO

La gente con mentalidad de "empleo" suelen enfocarse en:

- la jubilación
- ingresos pasivos
- problemas

La gente con mentalidad de "negocio" suele enfocarse en:

- crecimiento
- soluciones
- posibilidades

los primeros están esperando al fin de semana o a la jubilación para disfrutar de la vida. Los segundos disfrutan ahora mismo.

3.- OPTIMISTAS

La gente de éxito no se rinde, es perseverante, actúa, tiene fe. Ven las dificultades como oportunidades de crecimiento, de aprendizaje, como la posibilidad de expandir su zona de confort.

4.- VOLUNTAD DE EQUIVOCARSE

La mayoría de las personas están evitando equivocarse. El error no es la equivocación sino el no rectificar, el no levantarse. Suelen tener la creencia de que hay que hacerlo bien a la primera.

La gente de éxito tiene voluntad de equivocarse. No quiere decir que lo busquen pero se permiten equivocarse y por lo tanto también se permiten arriesgar. Si no te das permiso para equivocarte tampoco te darás permiso para arriesgar. Piensa que tus objetivos, deseos, problemas están fuera de tu zona de confort. Está al otro lado del miedo. Si estuvieran dentro ya los habrías alcanzado. Si quieres llegar hasta allí tienes que abandonar tu zona de confort, tienes que arriesgar y tienes que permitirte equivocarte. Lo que no quiere decir que te equivoques, pero tienes que permitírtelo.

5.- DESEO DE PAGAR EL PRECIO

Hay un dicho que dice: "El que algo quiere, algo le cuesta". Y la mayoría de nosotros no estamos dispuestos a pagar el precio que exige el conseguir nuestros objetivos. En muy pocas ocasiones se trata de conocimiento o falta del mismo. Si no estás consiguiendo lo que te propones en su mayor parte se debe a que no estás haciendo aquello que sabes que tienes que hacer para alcanzar tu meta. No estás dispuesto a pagar el precio y mientras tanto sigues buscando el atajo. Pero no hay atajo. Es simple: Lo haces ó no lo haces.

¿Con cuales de estas características te identificas? ¿Cuales son las que necesitas trabajar más? ¿Cual sería el impacto en tu vida de implementar estas cualidades? ¿y en tus objetivos?

Durante esta semana te reto a abandonar las excusas y a trabajar una de estas cualidades a través de dos acciones. ¿A través de que 2 acciones vas a honrar estas características?

Que tengas una semana excelente.